Zielinski y los suyos siguen con los preparativos, y ya asoma el once

Cada vez falta menos para el clásico del domingo entre Estudiantes y Gimnasia, el cual no sólo abrirá un nuevo torneo del fútbol argentino para ambos, sino que también representará el primer cruce entre Pinchas y Triperos con el ciento por ciento del público local habilitado tras la reinauguración del Jorge Luis Hirschi, en noviembre de 2019.

Ante esto, los dirigidos técnicamente por Ricardo Zielinski continúan la puesta punto en City Bell, donde ya empiezan a haber definiciones en cuanto al esquema y los protagonistas, dudas principales en los albirrojos tras el regreso a las prácticas luego de unos días de descanso.

Así, el Ruso parecería inclinarse de manera definitiva por el 4-4-2, con todos nombres que ya vienen siendo importantes en la estructura de un León que ha tenido un gran primer semestre del 2022, pero que intentará comenzar el segundo aún mejor.

De esta manera, el once que se perfila para recibir el domingo a los de Néstor Gorosito iría con: Mariano Andújar; Leonardo Godoy, Agustín Rogel, Fabián Noguera y Emmanuel Mas; Manuel Castro, Fernando Zuqui, Jorge Rodríguez y Matías Pellegrini; Gustavo Del Prete y Mauro Boselli.

De confirmarse dicha formación, Zielinski mantendría el dibujo táctico que mejores rendimientos y también mejores resultados consiguió desde su llegada al club, aunque dejaría en el banco a Leandro Díaz, uno de los delanteros que más problemas le ha causado a Gimnasia a través de su juego físico y sobre todo aéreo.

Teniendo en cuenta estas cuestiones y también la importancia de poner a los que mejor estén desde lo físico, algo que el nacido en Lanús ha pregonado en todo momento, esos serían los nombres para intentar quedarse con los primeros tres puntos en cuestión.

Restan dos prácticas más, incluida la de pelota parada de mañana en City Bell, con la cual el León le bajará formalmente la persiana a su preparación pensando en el rival de toda la vida.

boselli y su primer clásico tras el regreso al pincha

Quizás muchos no lo recuerden, pero en el pasado 1 a 1 entre Estudiantes y Gimnasia en cancha del Lobo, Mauro Boselli se quedó afuera de todo por una lesión en el tobillo que lo marginó de las competencias por varias semanas.

Ante esto, el delantero de 37 años, que viene de ser el goleador de la última Copa de la Liga Profesional de fútbol, con 10 gritos en 11 partidos, tendrá la chance de jugar su primer clásico tras el último regreso al club.

En su historial personal con la camiseta de Estudiantes frente a Gimnasia, el surgido en Boca ya marcó en dos oportunidades, ambas victorias.

La primera de ellas fue el 28 de septiembre de 2008, en el marco de la fecha 8 del Apertura de dicho año. En esa ocasión fue triunfo del León 3 a 1 en el estadio Ciudad de La Plata, donde Boselli marcó el tercero del Pincha. Los otros dos, Agustín Alayes y José Luis Calderón. Héctor Daniel Romero, en tanto, marcó el empate transitorio del Lobo.

La segunda ocasión en la que el delantero se dio el gusto de marcar en un clásico platense llegó un año después, por el Apertura de 2009.

En la segunda fecha de dicho torneo, Estudiantes se impuso 3 a 0 con los gritos de Juan Manuel Salgueiro, el propio Boselli y Enzo Pérez.

De esta manera, el experimentado punta ya sabe lo que significa anotarse en la red dentro del cruce más importante de la Ciudad de La Plata, algo que buscará hacer tras 13 años.

La lesión en el tobillo lo dejó afuera del último 1 a 1 en el Bosque, por lo que Mauro Boselli buscará tomarse revancha el domingo en el Jorge Luis Hirschi ante su gente, quien espera con ansias poder gritar un nuevo gol de un delantero que ya está en la historia grande de Estudiantes, sentado en la misma mesa que Juan Ramón Verón.

Se definió que Darío Herrera sea el encargado del VAR para el clásico del domingo